Cuidar los ojos en verano » LetsFamily
embarazo
Actualidad

Cuidar los ojos en verano

La exposición constante al sol y al cloro, en verano, puede provocar molestias en los más pequeños, que además suele no toman precauciones a la hora de frotarse los ojos, mientras juegan con la arena de la playa. El abuso del aire acondicionado durante esta época del año es otro aspecto que nos hace más vulnerables a conjuntivitis o irritaciones en vacaciones.

Los expertos explican que los efectos de los rayos ultravioletas sobre la córnea y el cristalino son acumulativos e insisten en la importancia de utilizar suficiente protección solar con los niños en esa zona tan sensible. Tanto en niños como en adultos se recomienda el uso de gafas de sol que cumplan con la normativa, así como usar protector solar 15 como mínimo (ten en cuenta que en niños menores de seis meses no se recomiendan este tipo de cremas), alrededor de los ojos.

La arena de la playa, la contaminación del aire o el polen son otros de “enemigos” de tus ojos durante la época estival. Algunas plantas continúan la polinización en verano, algo que las personas alérgicas o con predisposición a las conjuntivitis, deben tener en cuenta para evitar pasar sus vacaciones en ambientes secos o con mucha vegetación.

El aire acondicionado puede provocar que se resequen las mucosas y aparezca el síndrome del ojo seco.

Por último, tanto las aguas no muy limpias de algunos espacios, como los productos químicos y el cloro que se utilizan en las piscinas pueden resultar nocivos para los ojos. Por eso, en el caso de los niños, que suelen pasar más tiempo en el agua que los mayores y a los que les encanta bucear con los ojos abiertos, la mejor prevención es que se acostumbren a nadar con gafas de natación.

Si te ha interesado este tema, participa con nosotros: