Trucos para combatir la celulitis » LetsFamily
embarazo
Actualidad

Trucos para combatir la celulitis

La celulitis no es más que una sustancia grumosa y llena de bultitos que se acumula en nuestros muslos, glúteos y abdomen. En mayor o menor medida afecta al 99% de las mujeres y no va asociada al exceso de peso, las mujeres más delgadas también pueden sufrirla. No supone ningún riesgo para nuestra salud, pero estéticamente nos cohíbe y, en la mayoría de los casos, hace que nos sintamos incómodas con nuestro cuerpo.

Las deficiencias circulatorias y activación hormonal, la genética o el sedentarismo son las principales causas de que aparezca celulitis localizada, es decir, aquella que se nos acumula sobre todo en los muslos y glúteos.

Aunque no sea fácil acabar con ella una vez que ha aparecido, no debemos abandonarla, sino que debemos poner medios para reducirla lo máximo posible. Empezaremos por la alimentación, que una vez más se convierte en nuestra gran aliada natural. Reducir el consumo de sal es vital para evitar la retención de líquidos, ya que empeoran el problema. No es necesario comer soso el resto de nuestra vida, pero si podemos sustituir la sal común por sal marina o sal rosa del himalaya, dos opciones más naturales pero de las que tampoco podemos abusar.

Beber mucha agua durante el día, al menos dos litros y tratar de beberla fuera de las comidas es otro truco que podemos poner en práctica fácilmente. Eso sí, sólo agua, nada bebidas gaseosas o zumos, solo agua. Un vaso de agua con zumo de limón en ayunas te ayudará a depurar el organismo y a eliminar la celulitis más rápidamente.

Cuando nos sentemos en la mesa es importante comer despacio y masticar bien los alimentos, ya que la boca segrega una enzima que ayuda a disolverlos, y si comemos deprisa llegan demasiado enteros al estómago, donde fermentan antes de que puedan ser digeridos, provocando hinchazón. Además, esto tiene otra ventaja, si masticas durante más tiempo tenderás a comer menos porque el cuerpo quedará antes satisfecho.

También son muy importantes los masajes. No es necesario que gastes una fortuna en ellos, puedes hacerlo cómodamente desde casa con sal gruesa y gel de baño. Mezclando estos dos ingredientes bien puedes masajear tus piernas durante 15 minutos dos veces por semana para activar la circulación de la sangre y evitar la acumulación de grasa. Además, no puedes olvidarte del gran enemigo de la grasa, el sedentarismo, el ejercicio físico es fundamental para eliminar la celulitis y vernos mejor, con las piernas más estilizadas y el abdomen menos hinchado. La falta de ejercicio empeora mucho la situación, activarse hace que se active nuestro metabolismo y nuestra capacidad para quemar las grasas que nos sobran.

También puedes probar con la nutricosmética, con complementos alimenticios indicados para no retener líquidos, o para quemar grasas más rápidamente, pero ten en cuenta que cuando los dejes de tomar, tu cuerpo deberá volver a hacerlo por sí mismo y le costará más, así que mucho mejor si recurrimos a los remedios naturales.