¿Ya tienes el árbol puesto? Serás más feliz » LetsFamily
embarazo
navidad-arbol
Actualidad

¿Ya tienes el árbol puesto? Serás más feliz

Adelantarse a la tradición

La tradición manda que es el 8 de diciembre cuando se debe montar el árbol de Navidad. Sin embargo, en muchas casas ya estamos con el árbol y el portal de Belén montados, en algunos casos porque los niños lo han pedido insistentemente y, en otros, porque parece que así están más cerca esas fechas tan bonitas para todos. A partir de ahora tenemos la excusa perfecta para ser decoradores “tempraneros”: un estudio de la The Journal of Environmental Psychology ha concluido que tener espíritu navideño con mucha anticipación minimiza el estrés y la ansiedad, o sea, que básicamente nos hace más felices.

 

¿Por qué nos hace más felices?

Las navidades son unas fechas mágicas para los niños, que después recordamos como adultos con sentimientos positivos. Pues bien, esas decoraciones evocarán recuerdos felices y la nostalgia tiene el poder de eliminar lo negativo y proporcionar un estado de ánimo de tranquilidad, buen humor y solidaridad. En palabras de los propios investigadores: “En un mundo lleno de estrés y ansiedad, a la gente le gusta asociarse con cosas que los hacen felices y las decoraciones navideñas evocan esos fuertes sentimientos de la infancia. Las decoraciones son simplemente un ancla o camino hacia esas emociones mágicas de emoción de la vieja infancia.

¡Así que colocar esas decoraciones navideñas anticipadamente prolonga la emoción!”. Del mismo modo, el simple hecho de decorar nuestra casa nos conecta con nuestra infancia y ayuda a las personas que han perdido a un ser querido a sentirse más cerca de esa persona.

 

Qué dicen de nosotros

Pero más allá de que árboles y portales de Belén nos devuelvan a la niñez parece que, además, el hecho de que decoremos nuestra casa dice mucho de nosotros de puertas para afuera. Según la investigación, tener decoraciones navideñas hace que nos sintamos bien con nosotros mismos y con la gente que nos rodea. Por otra parte, la costumbre de decorar casa por fuera se considera de familias “amigables y unidas” y sus ocupantes serán más sociables y accesibles en la temporada de Navidad. ¿Sacamos el árbol?

 

 

Si te ha interesado este tema, lee el siguiente artículo: