La primera papilla del bebé » LetsFamily
embarazo
primeras papillas del bebé

La primera papilla del bebé

La primera papilla: ¿Tu hijo muestra rechazo cuando le das por primera vez una papilla de zanahorias o ya es un buen gourmet?

Hasta el final del quinto mes (semana veinte), o incluso hasta el sexto, tu bebé sólo debería tomar leche. Normalmente le habrás estado dando 4 tomas de 210-250 ml de fórmula adaptada de inicio ó tipo 1.

A partir del 5º-6º mes, podrás introducir cereales sin gluten, como el maíz, arroz, mijo, soja o tapioca, en las tomas del desayuno y la cena. La forma de prepararlo es añadir al biberón 2-3 cacitos de dichos cereales sin gluten. Con el paso de los días, podremos ir espesando esta “papilla”:[el_inicio_de_la_alimentacion_complementaria] añadiendo más cacitos de cereales.

En el 6º-7º mes, es el momento de introducir la papilla de frutas. Podremos hacerlo, aplastando un plátano maduro, más adelante una manzana y posteriormente triturando y mezclando plátano, manzana y pera. Les daremos esta papilla con cuchara, mejor que con biberón.
Recuerda que hasta los 15 meses, no podemos dar a nuestro bebé: fresas:kiwi, melocotón, ni albaricoque. Tampoco añadiremos todavía: azúcar, miel o galletas, pues tienen gluten.
Una vez introducida la fruta, comenzaremos a darle el puré de verduras en la comida(empezando por la patata, la zanahoria, calabacín, judía verde, calabaza), y sin olvidar que la col, coliflor, remolacha, nabo, repollo y espinacas, no se recomiendan hasta que el bebé cumpla un año.

La carne, podrá introducirse a partir del 7º mes, añadiendo unos 50-80gr al puré de verduras del mediodía. Empezaremos con pechuga de pollo, luego carne roja de vacuno y finalmente cordero o cerdo.

En el 8º mes, podremos utilizar cereales con gluten (trigo, cebada, centeno, avena), en lugar de los sin gluten, que veníamos utilizando. También, podrá tomar magdalenas, galletas y pan.

A partir del 10º-11º mes, le daremos 3 días a la semana 30-50 gr de pescado blanco triturado(merluza, gallo). El pescado azul se dará a partir de los 18 meses.

Puede que tu hijo necesite acostumbrarse a los nuevos sabores: pero al final del primer año será uno más en la mesa, comiendo muchos de los alimentos que tomamos los adultos: croquetas, tortilla, flan, quesos).

Con la ampliación del menú, tu hijo desarrollará sus capacidades motoras y aumentará la seguridad en sí mismo: el hecho de comer él solo es una gran conquista. Con este tipo de experiencias, desarrollará una relación positiva y sensorial con la comida.