La laringitis subglótica | LetsFamily
embarazo
laringitis subglótica

La laringitis subglótica

La laringitis subglótica comienza con una tos fuerte por la noche: un ataque de laringitis subglótica puede asustar bastante tanto a los padres, como a los niños. De entrada, mantened la calma.

La laringitis subglótica es, en la mayoría de los casos, una infección de las membranas mucosas causada por virus en la zona de la laringe y de las cuerdas vocales. Afecta sobre todo a niños de entre seis meses y tres años pero puede aparecer también hasta los diez años. A causa de la inflación las vías respiratorias quedan parcialmente obstruidas de forma que los niños sufren de ataques de asfixia.

Un ataque de laringitis subglótica aparece acompañada de una fuerte tos, sobre todo por las noches. El niño puede hacer ruidos al inspirar. Lo importante es que los padres mantengan la calma porque el nerviosismo se transmite a los niños. Colócalo en una posición vertical e intenta que inspire aire húmedo. Puedes colgar una toalla mojada al lado de su cama o un humidificador en la habitación. Si esto no funciona, lleva al niño a la cocina y abre el congelador para que inspire el aire húmedo que sale de él. No es un método comprobado científicamente pero puede aliviar los síntomas.

Pero si el niño no mejora rápidamente deberías consultar a un médico – y como los ataques de tos aparecen casi siempre de noche significa tener que ir al hospital. Allí el médico hará que el niño inhale cortisona o le recetará supositorios de cortisona. Si tu hijo sufre a menudo estos ataques es bueno tener uno de éstos en casa para no tener que ir siempre al hospital. Tu médico también te comentará esta posibilidad.