Los trucos más asombrosos para dormir a un bebé — Lets Family

Los trucos más asombrosos para dormir a un bebé

Vaya por delante que no hay nada como tener al bebé en brazos, con todas sus necesidades cubiertas -sin hambre, limpito, tratado con amor, sintiéndose seguro y conectado con su madre o su padre-, para que se deje invadir por el sueño.

También es importante establecer, a partir de las primeras semanas de vida, unos hábitos que ayuden al recién nacido a empezar a distinguir el día de la noche y a anticipar el momento del sueño, como las Rutina del Sueño del bebé en tres pasos que os hemos propuesto en otra ocasión.

Dicho esto, a veces los bebés están inconsolables sin que haya un motivo aparente (no tienen fiebre, han comido bien, el pañal está seco, la ropa no les aprieta). En ese momento, es comprensible que probemos alguno de estos trucos. La verdad es que resulta impactante ver cómo un recién nacido que llora desconsolado se serena repentinamente y se pone adormir.

El método del mantra “Om”

El coach Daniel Eisenman se hizo famoso al publicar en Facebook el vídeo de cómo dormía a su bebé recién nacida, la pequeña Divina Victoria. El sistema es realmente sencillo: le canta el mantra “Oooooommmmm”  y la bebé cae dormida en menos de 15 segundos. ¿Funcionará con tu hijo? Pues puede que no, cada niño es un mundo, pero merece la pena intentarlo, ¿verdad?

 

 

El método Oompa Loompa para dormir bebés

Otro sistema descubierto por casualidad por un padre, y que ha sido replicado por muchos otros en Youtube para demostrar su eficacia. Consiste en mover al bebé a golpecitos, arriba y abajo,  mientras se le canta la canción de los Umpa Lumpas, los personajes de la novela Charlie y la fábrica de chocolate de Roald Dahl (y de la película de Tim Burton) que hacían las chuches. Ojo, porque es peligroso zarandear a los bebés, si os animáis a probarlo tiene que ser con mucha suavidad.

 

 

Ruidos blancos: el secador

Es un clásico para dormir a los bebés, y a los adultos también (en Internet hay miles de grabaciones y vídeos de ruido blanco para los mayores). Ruido blanco es lo que produce un secador, la lavadora, la aspiradora o la campana extractora de la cocina tranquiliza a los niños. El motivo es que ese tipo de sonido enmascara otros ruidos y que, al parecer, se asemeja a lo que escucha el feto dentro del vientre materno.

 

 

El método del Dr. Robert Hamilton

Lo que hace este pediatra para que los bebés dejen de llorar es, como explica en el vídeo, sujetarlos boca abajo, con los bracitos cruzados en el pecho, y mecerlos acompañando el gesto con un movimiento de la mano que sujeta al bebé por el culete. Parece que funciona, aunque viendo la posición en la que están los niños en brazos de sus padres, no parece extraño que estuviesen llorando.