Seguridad del bebé en el hogar » LetsFamily
embarazo
seguridad del bebé en el hogar

Seguridad del bebé en el hogar

Existen unas normas de seguridad básicas para tu hogar. Los niños encuentran todo y cualquier lugar puede ser peligroso. Evita situaciones comprometidas y tu hogar será un sitio seguro para tus hijos.

Podemos empezar con un recorrido por nuestra casa. Si nos detenemos en las habitaciones y las analizamos cuidadosamente descubriremos los principales productos venenosos que pueden acechar a nuestros pequeños.

En la cocina prestaremos atención a lo que conocemos como artículos tóxicos y cáusticos. Y éstos son todo tipo de detergentes y productos de limpieza.

Sigamos nuestro recorrido. Ahora nos detenemos en el cuarto de baño, el paraíso de los cosméticos. Las intoxicaciones por estos productos ocupan el primer puesto en frecuencia, en niños menores de 6 años, y son unos grandes desconocidos como agentes tóxicos. Deberemos mantener un especial cuidado con los productos que incluyen alcohol etílico en su composición y con esmaltes, endurecedores y quitaesmaltes de uñas, alisadores y tintes del pelo, depilatorios y sales de baño.

Salimos del baño y nos adentramos en vuestro dormitorio. Ojo a los medicamentos, sobre todo a los de uso cotidiano, ya que como solemos recurrir con frecuencia a ellos suelen estar siempre a mano o los guardamos en la mesita de noche, a la que los niños pueden tener fácil acceso.

Una parada en sus dormitorios, nos alertará lo fácil que les resulta acceder a pegamentos, lápices de colores, rotuladores o acuarelas. Debido a sus vistosos colores, serán un foco de atracción para el pequeño. Intentará llevárselo a la boca y también puede que se dañe con ellos ojos y oídos. En el caso de los pegamentos, se han detectado muchas intoxicaciones por inhalación o consumo, por eso recomendamos que compréis los infantiles, que normalmente tienen forma de barra. Procurad que no haya objetos pequeños en el suelo, en la cama, en la cómoda o en las estanterías durante sus primeros meses de vida, ya que se los podría meter en la boca.

En el comedor, cuidado con las bebidas alcohólicas, el tabaco o las plantas de interior. Si consumís bebidas alcohólicas en casa, evitad beber delante del niño. Os recordamos que ellos tienden a imitar a los adultos, muy especialmente a sus padres. En caso de que haya fumadores en casa, tampoco se debe fumar en presencia de los menores ya que afecta directamente a su salud como fumadores pasivos.
Las plantas de interior, sobre todo las que tienen pinchos, son venenosas o son de hoja dura, pueden lastimarles o intoxicarles, si se las comen.
Cuando tu hijo empieza a gatear, es importante tapar todos los enchufes y esconder todos los cables eléctricos (instalar protectores de seguridad).

Si tenéis trastero, alejad siempre a los pequeños de los Insecticidas, raticidas, cebos y abonos para plantas. Las pinturas, colas, barnices y sus disolventes y también los productos para la piscina, son también peligrosos.
Y si contáis con garaje, controlad la Gasolina, los aceites o el líquido de frenos. Todos ellos son productos nocivos para el pequeño.

Por otro lado es fundamental el proteger las escaleras y los escalones con barandillas. Los muebles y otros objetos deberían tener una base resistente, de forma que no se puedan caer. Piensa también en guardar la tabla de planchar y la plancha antes de salir de la habitación. ¡Tampoco deberías dejar nunca sólo a un niño con velas encendidas!.

Busca las fuentes de peligro en tu vivienda antes de que tu hijo empiece a gatear. ¿La estantería está bien fijada a la pared? ¿Has asegurado todos los enchufes de la vivienda (no sólo los de la habitación del niño)?