¿Cómo sería nuestra casa ideal? | LetsFamily
embarazo
Actualidad Uncategorized

¿Cómo sería nuestra casa ideal?

Nos fijamos en un estudio que realizó RE/MAX hace dos años en 16 países europeos y en el que tomaron de muestra a 8.000 personas para dibujar como sería nuestra casa perfecta. Para la mayoría de nosotros, el 74% de los españoles, nuestra opción ideal sería la vivienda unifamiliar, con una extensión de entre 120 y 150 m2 repartidos en cuatro habitaciones, con un balcón o terraza, plaza de garaje, zonas verdes en los alrededores y buena comunicación con transportes públicos. Además, que no tardemos más de 10-15 minutos en llegar al centro en coche en caso de que vivamos a las afueras de una ciudad.

Nos encanta tener nuestro propio espacio en la casa, una de esas habitaciones en las que poder poner una mesa de juegos, o un reconfortante sillón para leer y perdernos un ratito al día, o a la semana. La opción de un vestidor en la habitación ya no es sólo cosa de mujeres, a los hombres cada vez les gusta más arreglarse y a todos nos encantaría tener un gran armario en el que guardar y organizar nuestra ropa y zapatos. También para la habitación de los niños, espacios en los que almacenar juguetes y ropa que den la sensación de orden es algo que todos buscamos en nuestra casa.

Compartir nuestro hogar con la familia sigue siendo el patrón más demandado, aunque para el 7,2% de los españoles, compartirlo con un compañero es la opción más viable. Nos gusta también que la propiedad sea nuestra, la opción de alquiler cae entre las familias aunque se mantiene entre amigos o compañeros de trabajo. A nivel europeo, igual que ocurre en España, tres de cada cuatro prefieren una vivienda unifamiliar en propiedad, frente al 16% que prefiere un piso en propiedad, o el 4% que prefiere el alquiler tanto de vivienda como de piso.

En cuanto a la decoración, nos encanta llegar a casa y que el espacio nos envuelva y frene después de un duro día de trabajo. Para ello, los espacios deben permanecer diáfanos, en tonos cálidos, este año están de plena tendencia los terracota, teja, verdes oscuros, o marrones en un sinfín de variedades. La idea es que nos sobrecoja, que sintamos que estamos en nuestro espacio de tranquilidad, y a la vez en conexión con la naturaleza. Un estilo moderno como de mediados del siglo 20 que deja atrás el estilo nórdico de años atrás.

El rey de las cocinas sigue siendo el mármol y los colores se oscurecen, el negro está en plena tendencia, o los colores wengue o gris marengo. Podemos jugar con las estanterías para hacer puertas de cristal que dejen al descubierto la vajilla, para dar más sensación de amplitud al espacio. La tendencia del color también pasa a los baños, los grises oscuros, verdes, marrones o beige acaparan todo el protagonismo, dejando de lado los clásicos azulejos blancos o de tonos demasiado claros y brillantes.

Para dar mayor personalidad, también están muy de moda el mobiliario de acero inoxidable o metal para dar ese punto rebelde a nuestra estancia, que rompa con el clasicismo e imprima nuestra propia personalidad. Podemos apostar tanto por un aparador o mesa individual, como por toda una estancia en este material, nuestro gusto y estilo harán el resto.

Puede que también te interesen los siguientes artículos: