El crecimiento fetal

Comentar: (0)

Compartir:

Madre con ecografía

¿Mi bebé crece demasiado deprisa, demasiado despacio o completamente normal? Esta duda surge ya durante el embarazo y seguramente se mantiene hasta hoy o hasta que tu hijo ya sea mayor.

Existen unas tablas de crecimiento o percentiles, que son cuadros con medidas que permiten valorar y comparar el crecimiento de la niña o niño, o el feto de sexo masculino o femenino (hay diferencias estándar también por sexo) con relación a un rango estándar. Lo mismo durante el embarazo que cuando tu hijo nazca, el seguimiento de su crecimiento y desarrollo se hace en función a una serie de mediciones realizadas por el médico correspondiente que las trasladará a esas tablas.

En algunas cartillas maternales aparece esta curva de percentiles en la que se apunta el diámetro de la cabeza y abdomen de tu niño. En la curva más pequeña en la parte superior izquierda se apunta la longitud vértice-nalgas del niño durante las doce primeras semanas de embarazo. Sólo al médico le corresponde dictaminar si el crecimiento de tu hijo está dentro de la normalidad o fuera de ella. No te obsesiones con las medidas, esto no es un concurso, siempre ha habido niños más pequeños y más grandes, escucha a tu médico.

¿Te ha gustado este artículo?

Coméntalo

0

Valóralo

Votar estrellas: 
3

Average: 3 (1 vote)

Compártelo en redes sociales

Hola, tienes que registrarte o iniciar sesión para enviar tus comentarios. Gracias!

Artículos relacionados