5 cosas que papá no debería hacer en el paritorio » LetsFamily
Cosas a evitar por el futuro papá en el paritorio

5 cosas que papá no debería hacer en el paritorio

En ese momento todas las futuras mamás necesitan ánimos, paciencia, información, tranquilidad y saber que lo están haciendo lo mejor posible. Y en ello papá puede echarle una mano. Sin embargo, los nervios también pueden jugarle una mala pasada y hacer las cosas más difíciles en caso de que no esté a la altura. Estas son las cinco cosas que todo futuro papá debería evitar hacer en el momento del parto:

Poner nerviosa a la madre

Seguramente lo hará sin intención, y en el fondo solo buscará ayudar, pero si el futuro padre se dedica a hacer una retahíla de preguntas al médico sin dejar que este se concentre en lo que está ocurriendo, es posible que ponga más nerviosa a su pareja y no la ayude en absoluto. Por supuesto que es bueno tener información de lo que está ocurriendo, pero si se pasa de la raya preguntando cosas banales intentando calmar sus propios nervios acabará estresando a todos los que se encuentren en el paritorio. Tampoco es buena idea que se erija en protagonista del acontecimiento y retransmita a todos los presentes que tiene calor, le tiemblan las manos, suda, está nervioso… La atención debe estar puesta en quien está dando a luz, que es la madre.

Restar importancia al esfuerzo de su pareja.

A veces, pensando en ayudar se consigue exactamente lo contrario. Por eso no es raro que padres que intentan quitar hierro a la situación digan a sus parejas en plena fase de alumbramiento cosas como: “Vamos, si no es para tanto” o “¡Si esto no es nada!”. ¿Conocéis la frase de que la intención es lo que cuenta? Pues en este caso no puede aplicarse al 100%.

Mantenerse a su lado sin hacer cosas útiles

Está muy bien que te coja la mano, que te anime a empujar, que te diga que ya falta poco… Pero su papel en este momento también es el de informar a los familiares, rellenar papeles y preguntar las dudas que tengas si tú no puedes hacerlo una vez que entréis en el hospital. A veces los nervios paralizan a los futuros papás, incapaces de ser efectivos en ese momento, pero lo que necesita su pareja es que sea resolutivo.

Salir corriendo tras el nacimiento del bebé

Sí, hay que informar a todos de que el bebé ya ha nacido, y querer gritarlo a los cuatro vientos enseguida es una reacción normal. Pero pasar los primeros minutos de vida del bebé junto a él y su recién estrenada madre es más importante.

Grabar o hacer fotos del parto sin preguntar previamente

Es posible que ella quiera ver todo lo ocurrido en la sala de partos en vídeo o fotos… y también es muy posible que no. Tener un documento gráfico de lo vivido no es plato de buen gusto para todo el mundo, así que antes de sacar el móvil y verlo todo a través de la pantalla en lugar de en vivo y en directo siempre es bueno preguntar.