Embarazo después de una estimulación ovárica » LetsFamily
embarazada tras una estimulacion ovarica

Embarazo después de una estimulación ovárica

Tras un embarazo después de una estimulación ovárica,en pocos casos puede aparecer el síndrome de hiperestimulación ovárica, que implica una respuesta del organismo al tratamiento mucho mayor a la esperada.
Los ovarios pueden aumentar de tamaño e hincharse, y la mujer padecer dolores abdominales y pesadez. También pueden producirse síntomas tales como dolores de cabeza o náuseas. Con el fin de prevenir estas posibles complicaciones, se aconseja reposo después de someterse a la estimulación.

El fantasma del embarazo múltiple

La estimulación ovárica es la causa de que proliferen los embarazos múltiples en parejas que se someten a tratamientos de fecundación asistida.

Se aconseja sobre todo no mantener relaciones durante la estimulación, hasta tanto no se hayan podido recoger los óvulos mediante una punción para posteriormente fecundarlos e implantar uno o dos de los embriones resultantes (en la actualidad no se permiten más de tres en un mismo procedimiento).

El problema está en que si se produce una fecundación natural, son muy altos los riesgos de que maduren varios óvulos al mismo tiempo y puedan ser fecundados todos.

En principio, cualquier embarazo de mellizos debe ser tratado como un embarazo de riesgo, pero no sería de temer. Mucho más complicado es un embarazo de tres, cuatro o incluso más bebés. En la actualidad, los tratamientos de fecundación asistida son muy cuidadosos cuando se trata de prevenir este tipo de embarazos que plantean muchas posibles complicaciones tanto para los bebés como para la madre.

Otros cuidados durante el embarazo

Una vez confirmado el embarazo después de una estimulación ovárica, los cuidados especiales se refieren principalmente a la edad avanzada de la mujer –la mayoría de las pacientes de estos procedimientos tienen cerca de 40 años, o más. En todo caso, el embarazo ha de considerarse de cuidado debido a que aumentan las posibilidades de abortos espontáneos, problemas genéticos, preeclampsia, diabetes gestacional y parto prematuro.

Con los debidos cuidados y haciendo caso a las indicaciones del médico, una mujer que ha logrado su embarazo con ayuda de la estimulación ovárica puede traer al mundo un bebé sano sin mayores dificultades.