¡Hace buen tiempo! Ejercicio al aire libre para embarazadas

Comentar: (0)

Compartir:

¡Hace buen tiempo! Ejercicio al aire libre para embarazadas

Los gimnasios son fantásticos, pero cuando brilla el sol y la temperatura acompaña, apetece hacer ejercicio en el parque, en la montaña o en la playa. ¿Sabes qué deportes outdoor pueden practicar las futuras mamás?

Si tu embarazo transcurre con normalidad, los médicos recomiendan realizar actividad física moderada durante toda la gestación. El ejercicio te ayuda a fortalecer la musculatura, reduce los dolores lumbares y el riesgo de diabetes gestacional, activa tu circulación, te ayuda a controlar el peso, mejora tu estado de ánimo y facilita la llegada de oxígeno al bebé. Además, te permite estar en mejores condiciones en el parto y el posparto y mejora tu sueño durante toda la gestación, porque llegas más cansada a la noche.

 

Deportes y ejercicio al aire libre para embarazadas

Muchos de los deportes recomendados para futuras mamás se pueden practicar al aire libre. Aquí tienes una selección:

-Caminar. Es el ejercicio más fácil de practicar, más económico y más beneficioso para la embarazada. Un paseo diario de entre media y una hora, a un ritmo medio. Caminar activa tu circulación sanguínea, por lo que tu bebé recibirá más oxígeno a través de la placenta. Durante todo el año, pero especialmente en primavera y en verano, conviene salir a pasear con protección solar alta, para evitar el paño de la embarazada.

-Senderismo. Si decides caminar por el campo en lugar de hacerlo por la ciudad, recuerda que durante el embarazo es mejor no correr riesgos innecesarios. Elige rutas bien señalizadas, con pocas cuestas y el suelo en buen estado, para evitar caídas por una mala pisada, y no te alejes demasiado de algún núcleo urbano. Durante el embarazo se recomienda no sobrepasar los 2.000 o 2.500 metros de altura, ya que a partir de esa altitud aumenta el ritmo cardiaco y el bebé puede verse privado de oxígeno.

-Natación. Uno de los deportes favoritos de las futuras mamás, por la sensación de ligereza que se tiene en el agua, el descanso que proporciona a lumbares y piernas hinchadas y porque en el agua se evitan los impactos. Si estás cerca de la playa y la temperatura lo permite, nadar en el mar te ayudará a reducir  el edema y la retención de líquidos.

-Tai chi. Este arte marcial chino se puede practicar al aire libre y no entraña ningún riesgo para la embarazada. Sus movimientos se basan en la concentración y la respiración.

Si te ha interesado este tema, participa con nosotros:

¿Te ha gustado este artículo?

Coméntalo

0

Valóralo

Votar estrellas: 
5

Average: 5 (1 vote)

Compártelo en redes sociales

Hola, tienes que registrarte o iniciar sesión para enviar tus comentarios. Gracias!

Artículos relacionados

Permitir cookies