Los beneficios de caminar durante el embarazo

Comentar: (0)

Compartir:

PLEASE SET ALT

 

Hacer ejercicio durante los meses que dura la gestación es muy recomendable, pero con ciertas precauciones. En ningún caso, las futuras mamás deben realizar actividades de gran intensidad, que impliquen un notable esfuerzo físico. Entre los deportes más beneficiosos para las gestantes está el pasear. Caminar durante el embarazo reporta aspectos positivos para la salud. Por ejemplo, ayuda a controlar el aumento de peso que se produce durante este período, cuyo tope fijan los especialistas en 12 kilos para mantenerse dentro de los límites saludables.

 

 

Y es que en una caminata de 45 minutos, una mujer de peso medio puede consumir alrededor de 150 calorías. La mejor manera de caminar durante el embarazo es hacerlo durante un espacio de tiempo largo y a un ritmo medio. De esta forma, se favorece el buen estado del corazón y, además, se potencia la corriente de sangre que llega a la placenta ( http://es.wikipedia.org/wiki/Placenta), con lo que el bebé recibe más oxigenación, riego y nutrientes.

 

 

El equipamiento

 

 

Además de ser un ejercicio sencillo y muy beneficioso, caminar durante el embarazo no requiere de complicados y costosos accesorios. Sólo es necesario contar con ropa y calzado cómodo para pasear sin molestias. Durante el embarazo, el notable aumento de la barriguita cambia la situación del centro de gravedad de la mujer. Es por esta razón por la que también se modifica la postura de los pies. A esto se unen las posibles complicaciones relacionadas con la circulación que pueden surgir, sobre todo, en los últimos meses de embarazo.

 

Es bastante habitual que las mujeres que están en avanzado estado de gestación noten hinchazón en las extremidades inferiores. Para no acrecentar esta incomodidad, es fundamental que la futura madre utilice unas zapatillas deportivas que le resulten totalmente confortables. Es preferible que tengan una buena sujeción en el talón y que no opriman ninguna parte del pie. El modelo elegido también debe transpirar correctamente para evitar que se concentre la humedad en la piel, ya que esto puede dar lugar a problemas de hongos.

 

 

La misma precaución hay que tener con las prendas. En este sentido, el algodón es un tejido adecuado para caminar. Como es lógico, la ropa debe ser los suficientemente amplia como para que la mamá tenga libertad de movimientos. En cuanto al tiempo que debe destinarse a caminar, lo mejor es dar un paseo que dure entre 45 y 60 minutos cada día, a un ritmo medio. Asimismo, es esencial que la mujer ingiera líquidos durante el ejercicio para que se mantenga hidratada.

 

 

¿Te ha gustado este artículo?

Coméntalo

0

Valóralo

Votar estrellas: 
4

Average: 4 (2 votes)

Compártelo en redes sociales

Hola, tienes que registrarte o iniciar sesión para enviar tus comentarios. Gracias!

Artículos relacionados