Miedo al parto - 5 miedos comunes antes y durante el parto
embarazo

5 miedos comunes antes y durante el parto

La embarazada que diga que no tiene ningún miedo al parto ¡es que realmente no teme a nada del mundo! Todas llegamos a esa instancia con algún que otro temor o inquietud. Es lo normal, especialmente si eres mamá primeriza. A veces podemos manejarlos y otras sentimos que el miedo nos desborda. Pero si es tu caso, debes saber que no estás sola. Aquí enumeramos cinco de los temores más frecuentes durante el trabajo de parto.

Miedo al dolor

Suele ser un temor común en todas las mujeres embarazadas. Lo cierto es que no todas las mujeres experimentan las mismas sensaciones, así como no todas tenemos la misma tolerancia al dolor. Hasta que llegue el momento, no sabrás qué sentirás tú. Lo que puedes hacer es tener un plan de parto que incluya el uso de epidural, así como también trabajar en técnicas de control de la respiración para manejar el dolor lo mejor posible. Sí, no es un momento cómodo, pero si aplicas estos últimos consejos, se hará más llevadero. ¿Acaso hay momento más bonito en el mundo que ver cómo nace tu bebé?

Miedo a necesitar cesárea

Las embarazadas que quieren a toda costa parir por vía vaginal puede que teman que a último momento haya que efectuarles una cesárea de urgencia. Muchas sienten temor ante la perspectiva de una cirugía, pero a esto le suman las expectativas depositadas en la experiencia de parir. En ese sentido, lo mejor es relajarse y confiar en que los profesionales harán lo que tengan que hacer para preservar nuestra salud y el bienestar del bebé. Si llega a ser precisa una cesárea, será porque es la mejor opción.

Miedo a sufrir un desgarro

¿Cómo demonios saldrá este bebé de adentro de mí? Un temor común es a desgarrarse, o a necesitar una episiotomía. Para empezar, debes saber que de lo que más pendiente vas a estar es de que nazca tu bebé, y el dolor pasará a un segundo plano. Incluso si no recibes epidural, el área de tu vagina se adormece naturalmente. En cuanto a recobrarte en el postparto, si bien es un tanto incómodo, esta experiencia pasa casi desapercibida cuando estás atareada cuidando a tu bebé recién nacido.

Miedo a dar a luz sin tu pareja

¿Qué pasa si comienzas con contracciones y tu pareja no te responde los mensajes de texto? Asegúrate de tener un plan B: puede ser tu madre, tu hermana o una amiga, que pueda venir cuanto antes y acompañarte mientras esperas al padre del niño. Y el parto en sí puede demorar largas horas: que no esté contigo desde el principio no significa que no vaya a llegar a tiempo.

Miedo a morir durante el parto

Es un temor frecuente en madres que ya tienen un hijo. Pero en la actualidad es algo sumamente raro y gracias a las tecnologías es una situación que no se da casi nunca –no como ocurría en siglos pasados. Si cuentas con estudios prenatales y atención médica, la estadística indica que no deberías tener miedo de que te ocurra a ti.