Sexualidad durante el embarazo - LetsFamily
embarazo
Sexualidad en el embarazo

Sexualidad durante el embarazo

Algunas mujeres llegan antes y más fácil al orgasmo, algo que se debe aparte de los aspectos mentales como la felicidad y la satisfacción sobre todo a los cambios del cuerpo, a una mayor circulación de sangre en la vagina y el clítoris. Muchos hombres encuentran a su pareja durante el embarazo especialmente guapa. Tus curvas más pronunciadas y tu aspecto lozano te hacen más atractiva.

Otras mujeres se encuentran cansadas, mal y sin ganas sobre todo durante el primer trimestre de embarazo. Esto tiene que ver con el cambio de hormonas y el esfuerzo que supone esta nueva situación para el cuerpo. Pero también puede tener que ver con el aumento de volumen corporal por lo que se sienten poco atractivas.

Además es posible que sus pensamientos o sentimientos ya hayan sido absorbidos completamente por el niño que va a nacer. El cansancio y la falta de ganas debería desaparecer después del tercer mes y la mayoría de las mujeres empiezan a aceptar su barriga cuando se nota que están embarazadas. Para un hombre también puede ser desconcertante todo lo que está sucediendo con su pareja por dentro y por fuera.

Finalmente el hecho de que durante la relación sexual la pareja ya no está completamente sola y en la barriga de la mujer está creciendo un niño puede provocar un sentimiento de bloqueo. Pero deberías confiar en que tu pareja es la persona que mejor puede entender tus sentimientos y por eso lo mejor es hablar sobre ello.

Motivos para la precaución

Existen miedos con respecto al embarazo y a la sexualidad que no están justificados, como por ejemplo que se produzca un aborto espontáneo, que se produzca una infección sólo por tener relaciones sexuales, o lesionar al niño por penetrar demasiado. ¡El niño está bien protegido en el vientre de la madre y el cuello uterino está bien cerrado con el tapón mucoso!

Existen algunas excepciones por las que deberías renunciar a mantener relaciones sexuales con penetración, por recomendación médica, durante un tiempo o incluso durante todo el embarazo:

  • En caso de una dilatación muy temprana del cuello uterino, ya que así aumenta el peligro de infecciones y éstas pueden provocar un aborto involuntario o un parto prematuro.
  • En caso de peligro de aborto o si la mujer ya había sufrido anteriormente varios abortos involuntarios. Normalmente el peligro pasa después de las primeras semanas del embarazo. ¡Consulta a tu médico en caso de dudas!
  • En caso de pérdida de sangre, deberías renunciar a relaciones sexuales, hasta que hayan desaparecido y se haya estabilizado tu estado. Contracciones prematuras así como una inserción baja de la placenta ocluyendo o medio ocluyendo el orificio uterino, (placenta previa marginal, parcial, o completa) pueden ser también motivos para renunciar a las relaciones sexuales. El médico hablará sobre todas estas situaciones contigo. Generalmente se puede decir: tu cuerpo te dará las señales adecuadas. Mientras te encuentres bien no tienes por qué renunciar a disfrutar.