Semana 18 del embarazo

Semana 18 del embarazo

Aunque tamizados por el lugar donde se encuentra y el líquido que le rodea, tu bebé es ya capaz de escuchar lo que sucede a su alrededor: tus latidos cardíacos, que le acompañarán hasta que nazca, los movimientos sanguíneos a través del cordón umbilical, tu voz yo otros sonidos que le llegan del exterior. El esqueleto está dejando atrás su composición cartilaginosa para dar paso al hueso que se forma mediante los llamados centros de osificación.

 

Como tu bebé es cada vez más perceptivo, te aconsejamos que comiences a llevar a cabo la estimulación prenatal, pues está demostrado que obtiene muy buenos resultados. Puedes acercar a tu abdomen una melodía relajante, lo percibirá y seguramente reaccionará ante ella. Aunque ya no sientas náuseas, puedes experimentar mareos o vértigos, debido principalmente a que la presión arterial es más baja. 

Artículos relacionados embarazo

Si estás embarazada seguro que has oído muchas veces muestras de compasión y lo mal que lo debes estar pasando con este calor. Es cierto que las altas temperaturas pueden provocar cansancio, pero estar embarazada en verano también tiene sus ventajas. Sigue nuestros consejos y disfruta de tu embarazo en verano.
Cuando estás intentando tener un bebé, el momento de hacerse el test de embarazo nunca parece el adecuado. No quieres hacerlo demasiado pronto por si el resultado no es fiable y al mismo tiempo, las ganas que tienes de salir de dudas son tan grandes que darías lo que fuera por hacerlo ya mismo.
Los cambios hormonales que se sufren durante el embarazo suelen llevar aparejados la aparición de gingivitis, una patología que se caracteriza por la inflamación de las encías.
El cuerpo de la futura mamá se prepara para lo que vendrá después desde el mismo momento en que se produce la concepción. Eso significa que habrá cambios -algunos muy sutiles, otros menos- desde las primeras semanas de embarazo.
En cuanto llega el buen tiempo y las altas temperatura empezamos a lucir nuestro moreno, muchas futuras mamás también quieren presumir de bronceado pero antes se cuestionan una serie de preguntas: ¿podré tomar el sol si estoy embarazada? ¿Es mejor aplicarme productos autobronceadores?

Todas las semanas