Semana 38 del embarazo

Semana 38 del embarazo

Peso: 2.350- 3.200Gramos Tamaño: 39,6- 53cm Circunferencia de la cabeza: 302- 363mm Circunferencia del pecho: 332mm Longitud del fémur: 71mm Los calambres suelen deberse a la presión de tu bebé sobre algún nervio.

Su ritmo de crecimiento ha disminuido, pero esto es normal en el embarazo, porque el bebé ya tiene un peso y una altura idóneos para nacer. De todas formas, no te agobies con el peso, puede variar mucho de unos niños a otros. Ya tiene un peso y una altura idóneos para nacer. Hasta ahora, la circunferencia de la cabeza era mayor que la del abdomen. Ahora, son prácticamente iguales y una vez nazca, también el tamaño de su cabeza no crecerá en igual medida que el resto.

 

Posiblemente el abdomen no te haya crecido mucho y tú no hayas engordado mucho más, pero, en cambio, tu te sentirás muy cansada y torpe. El final del parto es duro físicamente, pero con la recompensa que viene después todo se olvida. Si sientes calambres en las piernas o dentro de la vagina, puede ser tu bebé golpeando algún nervio al establecerse en la pelvis. Podrás sentir las contracciones falsas en la espalda, parte inferior del abdomen y la pelvis, mientras que las verdaderas contracciones del trabajo de parto comenzarán en la parte superior del útero y se extenderán por todo el útero, a través de las lumbares y la pelvis.

 

Artículos relacionados embarazo

La aparición de venas varicosas, también conocidas como varices, es uno de los síntomas de embarazo más frecuentes. Ocurre cuando, a medida que el bebé y el útero aumentan de tamaño, se comprime la vena cava y se dificulta el retorno de la sangre. Ello sumado a que el volumen sanguíneo ha aumentado, es común que aparezcan esas venas azuladas en zonas tales como las piernas, la vulva o el ano. ¿Cómo se puede prevenir y tratar este molesto síntoma?
El embarazo es uno de los procesos más asombrosos de la naturaleza humana. A lo largo de 40 semanas, lo que comienza siendo una única célula crece y se desarrolla hasta convertirse en un nuevo ser, una persona que, después del parto, podrá seguir su existencia fuera del cuerpo de la madre respirando y alimentándose. ¿Cuáles son las diferentes etapas de desarrollo por las que tiene que pasar para lograrlo?
Los médicos hablan de crecimiento intrauterino retardado (CIR) cuando hay un retraso del desarrollo y crecimiento del feto, esto es, cuando el tamaño del futuro bebé se sitúa por debajo de los límites considerados normales.
Hemos visto que existen determinadas técnicas naturales que, se dice, pueden ayudar a desencadenar el trabajo de parto. Si estás desesperada porque tu bebé nazca de una vez por todas, si ya tus familiares y –peor aún- tu médico, te asustan con historias de embarazos que se salieron de cuentas, o el fantasma de una cesárea comienza a rondar por tu cabeza, puedes tratar de relajarte y de implementar estos trucos para acelerar el parto.
Sí, el embarazo revoluciona nuestras hormonas, y ellas convierten nuestras emociones en una montaña rusa, pero no todo es culpa de la gestación.

Todas las semanas