Luce una mirada perfecta con las extensiones de pestañas | LetsFamily
embarazo
Actualidad Uncategorized

Luce una mirada perfecta con las extensiones de pestañas

Nos gusta disfrutar de nuestro tiempo libre y sentirnos bien con nuestro aspecto al mismo tiempo, y uno de los tips de belleza más buscados en los últimos años para buscar este efecto es la extensión de pestañas.

Tanto si tienes pocas pestañas, pero no quieres renunciar a esa mirada felina que parece que solo tengan las celebrities, o si quieres olvidarte de lo engorrosa que es la máscara de pestañas a diario para dar profundidad a la mirada, la extensión de pestañas puede ser tu gran aliada para que este verano, con solo lavarte la cara y aplicarte una BB Cream con un poco de color ya te verás más guapa.

La extensión se hace sobre las propias pestañas naturales y eso sí, debemos elegir siempre un centro de confianza donde los materiales utilizados estén controlados y fabricados en la Unión Europea, que nos lo garanticen para no dañar la salud de nuestras pestañas o nuestros ojos. Las pestañas se renuevan cada 6/8 semanas aproximadamente, por lo que el tratamiento debería renovarse cada 2/3 semanas para tener el ojo siempre lleno. Otra opción que tenemos es el lifting o el tinte, aunque en este caso solo estaríamos dando color, si las tenemos cortas no las alargan, y no aportan tanto volumen como las extensiones.

Una vez realizada nuestra extensión hay que tener una serie de cuidados para que nos duren más y con mejor calidad. En las primeras horas es mejor no mojarlas para no dañar el pegamento y durante unos días el vapor no puede darnos en la cara, por lo que mejor evitar saunas, piscinas o lavarse la cara con el agua demasiado caliente. Podemos maquillarnos normalmente, como solemos hacerlo, eso sí en las pestañas utilizar una máscara con base de agua, en ningún caso ‘waterproof’, y mejor desmaquillar con toallitas especiales a nuestro tipo de piel para poder evitar mejor la zona de los ojos. Hay que tener cuidado de no frotarse los ojos con demasiada fuerza y evitar siempre el rizador de pestañas, pero no sólo en las extensiones, también en las pestañas naturales, ya que corremos el riesgo de partirlas.

Si te animas a realizarte una extensión de pestañas asegúrate de escoger un centro adecuado y homologado para ello, con personal y materiales de confianza. También debes tener claro el objetivo que quieres conseguir, alargar las pestañas, darles volumen, aumentar el número o una combinación entre varias. Podrán ajustarte el presupuesto en función de las pestañas finales que vayan a colocarte y por la longitud de las mismas, ya que hay multitud de variantes para adaptarse a cada persona.

No te preocupes por si es verano, pueden mojarse perfectamente en las piscinas o las playas, y pueden darles el sol sin que se dañen, únicamente hay que tener más cuidado si cabe a la hora de echarnos la crema solar en la cara para que no toque las pestañas, ya que debemos evitar los productos oleosos en esa zona.

¡Y a lucir mirada de infarto!

Si te ha interesado este tema, participa con nosotros: