Brecha salarial: las madres cobran un 37% menos que los padres

Comentar: (0)

Compartir:

Brecha salarial: las madres cobran un 37% menos que los padres

Un nuevo estudio revela que la diferencia entre lo que cobran un hombre y una mujer sin hijos es cada vez menor. Sin embargo, las mujeres cobramos hasta el 37% menos cuando somos madres.

Peores empleos

Aunque las desigualdades entre hombres y mujeres van desapareciendo poco a poco, está claro que ser madre se penaliza profesionalmente. Es lo que pone de manifiesto el informe Brechas de género que ha publicado la Fundación de Cajas de Ahorros (Funcas).  

La brecha salarial sigue existiendo en España. Las mujeres cobran un 11,5 menos que los hombres (0,8% entre personas solteras y sin hijos). El problema es que, cuando nos convertimos en madres, este porcentaje asciende nada menos que hasta el 37%. Las madres tenemos empleos notablemente peores que los padres: "En líneas generales, tener hijos aumenta, en media, los ingresos mensuales de los hombres, mientras que produce el efecto contrario sobre las mujeres. En España la brecha salarial es casi inexistente entre personas solteras y sin hijos, pero aumenta hasta un 37% cuando observamos la diferencia en las ganancias de hombres y mujeres con hijos que viven en pareja", dice  el documento.

Situación precaria

El estudio pone en evidencia que la tendencia de quedarse en casa cuidando de los hijos ha quedado en el pasado y las mujeres trabajadoras se reincorporan al mercado laboral tras ser madres, pero lo hacen en peores puestos, con unos ingresos inferiores y en una situación de mayor precariedad. “La maternidad ya no aleja a las mujeres del mercado laboral. La práctica de abandonar el mercado de trabajo, coincidiendo con la edad de maternidad, tiende a desaparecer. Si en 1987 la tasa de actividad femenina era del 32% y en el mercado de trabajo participaban algo menos de cinco millones de mujeres, en 2017 la tasa de actividad se situó en el 53% y el número de mujeres activas superó los 10 millones", explica este estudio.

¿Quiénes han salido perdiendo?

Sobre el papel, la incorporación de la mujer al mercado de trabajo tiene solo ventajas, pues deja de depender económicamente del hombre. Sin embargo, si la incorporación de la mujer al mercado laboral es en condiciones precarias y, además, diferentes estudios demuestran que nosotras seguimos cargando con la mayor parte de las tareas de la casa y cuidado de niños y mayores, ¿quién ha salido ganando? Pues las empresas seguro, las madres, según se mire y los niños podrían ser los los grandes perjudicados de todo este cambio en la organización laboral y familiar.

Si te ha interesado este tema, lee el siguiente artículo:

¿Te ha gustado este artículo?

Coméntalo

0

Valóralo

Votar estrellas: 

Aun no tiene votos. Se la primera en votar.

Compártelo en redes sociales

Hola, tienes que registrarte o iniciar sesión para enviar tus comentarios. Gracias!

Artículos relacionados

Permitir cookies