15 consejos de una madre a una embarazada » LetsFamily
consejos madre a hija embarazada

15 consejos de una madre a una embarazada

El apoyo de una madre es fundamental en todas las etapas de la vida, pero lo es mucho más cuando una hija está embarazada y su cabeza está llena de dudas ante lo que la espera. Por eso, en este día de la madre hemos querido rendir un homenaje a esas grandes consejeras que son las madres y hemos reunido 15 consejos de una madre a una embarazada que serán de muchísima utilidad a las futuras madres.

El embarazo no es para siempre

El primero de los consejos de una madre a una embarazada es que, aunque lo parezca, el embarazo no dura para siempre. Va a haber momentos, sobre todo en los meses finales del embarazo, que parezca que el embarazo no se va a acabar nunca. Pero llegará el día en el que tendrás a tú bebé en los brazos, y los meses que pasaste embarazada serán sólo una etapa más de tu vida.

El parto suele dar respeto (pero lo harás genial)

Esto, más que un consejo de madre es un mensaje de ánimo que la embarazada recibe de sus seres queridos. Tras nueves meses de dudas, llega el momento en el que das a luz. Y es normal la incertidumbre y los miedos que te vienen a la cabeza pensando en el día del parto. Pero como te dirá tu madre cuando llegue el momento ¡Ánimo! porque lo vas a hacer genial.

Duerme, aunque no tengas sueño

Es indudable que lo vas a necesitar. Dormir bien te permitirá afrontar cada día con aire renovado; no dormir las horas suficientes o tener un sueño de baja calidad hará que pases los días agotada, cansada y hecha polvo, y que cada jornada sea lo más parecido a escalar la cumbre de una enorme montaña.

Nadie puede decirte lo que tienes que sentir

Ni tu pareja, ni tu familia, ni tus amigos. No dejes que nadie te diga lo que tienes que sentir. Tus emociones serán como una montaña rusa, tendrás momentos de profunda felicidad y otros de gran tristeza. Durante el embarazo sentirás rabia, miedo o alegría. Y todas estas emociones son legítimas. No dejes que nadie controle tus sentimientos.

Tú eres muy importante

Por supuesto que la llegada del pequeño cambiará tu vida, pero esto no tiene que hacerte creer que sólo él es importante. Ahora más que nunca es cuando te tienes que querer y valorar; y darte cuenta de que tú eres muy importante. No te olvides de ti.

Descansa, come, pasea

Tres verbos y tres consejos muy importantes que dará una madre a una embarazada: descansa, porque tu vida se ha convertido en un huracán de sensaciones y emociones y necesitas tiempo para el reposo. Come, porque tus necesidades alimenticias crecerán y necesitarás ahora más energía. Pasea, porque no hay mejor deporte ahora para ti, y pasear no sólo te beneficiará físicamente, sino también mentalmente.

Tras dar a luz, no te preocupes si no sientes amor a primera vista

Quizás este sea uno de los puntos que más sorprendan a las madres primerizas. Has pasado nueve meses de embarazo, experimentando todo tipo de situaciones. Además, tanto física como mentalmente estás agotada. No te reproches si, tras dar a luz, no sientes amor a primera vista

La lactancia es dura y cuesta al principio

Tu madre lo sabe e intentará transmitirlo para que, en el momento que llegue, no te preocupes. La lactancia es una de las mayores preocupaciones de las madres primerizas. Si cuando llegue el momento tienes dudas, además de tu madre, los médicos estarán ahí para resolverlas.

Es normal que quieras estar sola

Todo el mundo necesita sus momentos de soledad. Se te viene encima una etapa de tu vida en la que vas a tener la cabeza puesta en miles de cosas. Por lo tanto, no es sólo normal, sino también necesario que busques algún momento del día para estar sola y dedicarlo a ti misma y al cuidado de tu mente y cuerpo.

Si necesitas llorar, llora todo lo que quieras

Eso te dirá una madre. Porque es seguro que tendrás ganas de llorar. Y llorar no es malo, todo lo contrario, llorar alivia, sosiega y calma el espíritu. Además, no tiene nada malo mostrar tus emociones. Así que, si tienes ganas de llorar, no reprimas el llanto y desahógate.

Puede que al principio la relación con tu pareja no sea igual

El cambio que se va a producir en vuestras vidas es enorme. Va a llegar un nuevo miembro a la familia que alterará por completo vuestro día a día. Es posible que, en esta nueva etapa de vuestra vida, la relación con tu pareja cambie porque las prioridades ahora serán otras.

No creas todo lo que te digan

Uno de los consejos más importantes que te dará una madre es que no creas todo lo que te digan. Durante el embarazo escucharás cientos de mitos y leyendas sobre temas como el parto, la lactancia o la educación de los hijos. En este caso, conviene hacer caso a los profesionales; ellos son los que mejores consejos te pueden dar en cada momento.

Hazte la sorda cuando escuches: «Pues yo, si fuese tú…»

Esta es una frase que se escucha en todas las etapas de la vida, pero que cuando se está embarazada es una expresión que puede llegar a cansar. Parece que todos sabemos lo que es mejor para los demás, aunque no sepamos que es lo mejor para nosotros mismos. Así que, cuando escuches aquello de “Pues yo, si fuese tú” ten en cuenta que tú eres única, y que tú eres la que toma sus propias decisiones.

Disfruta mirándole, crecen muy rápido

Porque en un abrir y cerrar de ojos tu pequeño ya habrá empezado a andar; y en otro abrir y cerrar de ojos, te verás con tu hijo en la puerta del cole en su primer día de clase; y en otro abrir y cerrar de ojos, estará saliendo con sus nuevos amigos… Así que, este es uno de los consejos más importantes que puede dar una madre a una embarazada: disfruta de cada segundo que tengas con tu hijo.

Delega, delega y delega

Y después de delegar, delega. Y métete en la cabeza que es imposible ser una madre perfecta y mucho menos, una superheroína. Y que necesitarás la ayuda de los demás. Y que eso está bien. Y que siempre habrá una mano amiga que te ayude en los momentos de más agobio.