Parto natural

Comentar: (0)

Compartir:

Nacimniento en el agua

Como la mayoría de las mujeres, probablemente también desees para ti y tu bebé, un parto natural libre de complicaciones. Esto es totalmente entendible y en la mayoría de los casos, también posible.

¡Tú bebé puede estar en camino! El pistoletazo de salida para el parto, lo dan por regla general las contracciones, que encabezan la primera fase, de las tres fases del parto. Sientes una tirantez en la tripa, que cada vez se vuelve más regular, intensa y frecuente. Ya has pasado una hora o más y esa tirantez molesta ( contracciones) se produce regularmente cada 3-5 minutos una y otra vez; puedes suponer que es un buen momento para pensar en ir al hospital porque el parto probablemente esté empezando , pero sin prisas, el tiempo que pasas en casa es más distraído y tienes más libertad que en el hospital.

Mientras coges tu bolsa para el hospital, seguramente estás pensando cuánto durará esto, hasta que tengas al fin a tú bebé entre los brazos. Durante el parto en sí, es importante que mantengas una actitud flexible y no te muestres empeñada en mantener una determinada posición de parto o un tipo de parto. Por regla general, no hay nada en contra por ejemplo, de un parto en el agua, mientras que le vaya bien al niño, éste no sea demasiado grande, y el parto transcurra de forma normal, aunque esta oferta en España es bastante pequeña.

A lo largo del parto, pueden surgir circunstancias que cambien la idea preconcebida que te habías hecho del mismo. Quizá, cuando la dilatación ya esté avanzada, sí que tengas la sensación de necesitar analgésicos, a pesar de haber creído que no iba a ser así. Si por el contrario eres de las afortunadas que ingresas con una dilatación tan avanzada que no es recomendable administrarte una epidural , no te descentres suspirando por ella, aprovecha esta circunstancia favorable, siéntete satisfecha de haber llegado hasta ese punto con tu esfuerzo, piensa que lo que queda es muy poco tiempo y esta última fase requiere tu colaboración activa total para finalizar el parto. Por muy diferentes que transcurran los partos naturales, una cosa es común a todas las mujeres: al final, después del esfuerzo que supone un parto, sostienen a su hijo entre los brazos y comienzan a desarrollar un “vínculo”:[bonding_el_vinculo_con_tu_hijo] único.

¿Te ha gustado este artículo?

Coméntalo

0

Valóralo

Votar estrellas: 
1

Average: 1 (1 vote)

Compártelo en redes sociales

Hola, tienes que registrarte o iniciar sesión para enviar tus comentarios. Gracias!

Artículos relacionados

Permitir cookies