5 preguntas incómodas sobre el parto

Comentar: (0)

Compartir:

Seguramente ahora que estás embarazada se te ocurran muchas preguntas acerca del parto. ¡Algunas de ellas bastante embarazosas! Si bien deberías poder discutir cualquier asunto con tu médico o con la matrona, o siquiera con alguna amiga que ya haya tenido hijos, tal vez no te resulte fácil hablar de ciertos temas. Aquí abordamos cinco dudas muy comunes –si bien incómodas- sobre el parto.

¿Es verdad que algunas mujeres “tienen accidentes”?

Sí. Es muy común que mientras están empujando, algunas mujeres tengan escapes involuntarios de orina, o bien movimientos del intestino. Esto ocurre por la presión que ejerce la cabeza del bebé al descender por el canal de partos. Si bien en este momento puede parecerte algo horroroso, en realidad es algo bastante frecuente, tú probablemente ni te des cuenta de que ha ocurrido, y ningún obstetra o matrona se escandalizará.

¿Conviene que me rasure “allá abajo” antes de ir a la maternidad?

Si bien en una época se indicaba el rasurado, hoy en día no es una indicación de rutina. Si te sientes más cómoda, puedes pedir una cita para que te depilen con cera unos días antes de tu fecha probable de parto, pero ya sea que estés perfectamente depilada o al natural, esto no afectará a tu bebé.

¿Qué pasa si durante mi trabajo de parto quiero ir al baño?

Siempre y cuando puedas andar, no hay inconveniente en que vayas al baño entre contracción y contracción. Y aún si te han aplicado la epidural y no tienes fuerza en las piernas, siempre puedes solicitar un orinal.

¿Qué ocurrirá con mi vagina durante el parto?

La vagina está preparada para estirarse lo suficiente como para permitir la salida de tu bebé. Es verdad que en algunos casos puede producirse naturalmente un desgarro, pero no debes temer que quede dañada para siempre. El organismo es muy sabio, y con el paso de las semanas, todo vuelve a su lugar. Si te preocupa este tema, te recomendamos técnicas como el masaje perineal o los ejercicios Kegel, que fortalecen los tejidos del área y aportan mayor elasticidad.

¿Se sentirá diferente el sexo después del parto?

Debes abstenerte de las relaciones sexuales hasta tanto tu cuerpo no se haya recuperado del parto, lo que suele llevar unas seis semanas (la famosa cuarentena). Cuando retomes el sexo, es posible que al principio sientas más sensible el área genital, o que la penetración resulte un tanto dolorosa (en especial si has sufrido desgarros o te han hecho una episiotomía). La clave es tomárselo con calma y darle tiempo al tiempo. De a poco tu cuerpo se recuperará, el deseo volverá y las relaciones con tu pareja volverán a ser como antes… ¡si bien interrumpidas por el llanto ocasional del bebé que se ha despertado!

Puede que te interen lo sisguientes articulos:

¿Te ha gustado este artículo?

Coméntalo

0

Valóralo

Votar estrellas: 
5

Average: 5 (1 vote)

Compártelo en redes sociales

Hola, tienes que registrarte o iniciar sesión para enviar tus comentarios. Gracias!

Artículos relacionados