Semana 34 de Embarazo - Semanas del Embarazo » LetsFamily
embarazo

Semana 34 de embarazo

semana 34 de embarazo

Semana 34 de embarazo del embarazo

Peso: 1.750 - 2.450 gr

Tamaño: Tamaño: 36 - 50 cm

Semana 34

34 semanas equivalen a siete meses y aproximadamente dos semanas de embarazo, por lo tanto: ¡Estás a sólo seis semanas de convertirte en mamá!

No sabemos si te lo habrán dicho ya, pero queremos decírtelo: lo estás haciendo súper bien, ¡sigue así! come alimentos saludables, no te castigues, haz ejercicio y descansa mucho, que empieza la recta final 🙂

Semana 34 de embarazo, evolución del bebé

Tu bebé en la semana 34 ha evolucionado mucho, sus ojos parpadean frecuentemente, están abiertos cuando está despierto y cerrados cuando duerme. Si las ecografías fueran en color, veríamos que ahora son azules, aunque pueden cambiar de color más adelante.

Si estás esperando un niño, es el momento de que sus testículos vayan descendiendo en el escroto. En los niños prematuros, en ocasiones no llegan a descender y después de nacer y antes de los dos años, es necesario realizar una pequeña cirugía.

Además, la audición de tu bebé empieza a perfeccionarse en la semana 34 como para que pueda distinguir diferentes voces, siendo muy receptivo a los tonos agudos. Es una buena idea comenzar a hablarle y cantarle. Existen estudios que afirman que el bebé al nacer puede recordar canciones que escuchaba en el interior de la barriga. ¡Potencia tu lado musical! (si desafinas seguro que te lo perdona).

Semana 34 de embarazo: Síntomas y cambios en la madre

En la semana 34, las contracciones de Braxton Hicks pueden intensificarse. Sabrás distinguirlas de las contracciones de parto porque las primeras son irregulares y ceden con el reposo, mientras que las segundas son regulares y dolorosas.

A medida que las contracciones van siendo más intensas y frecuentes, también aumenta el miedo al parto. No te angusties, es un sentimiento absolutamente normal. Compartir esos temores (con tu pareja, con una amiga, con tu madre, con la matrona…) y repasar lo aprendido en los cursos de preparación al parto, te ayudará a afrontarlo con más calma.

Durante la semana 34 notarás que segregas un flujo más abundante, esto se debe al aumento de estrógeno que se está dando en tu cuerpo. Al aumentar la sangre en el área pelvica se estimula las membranas mucosas de la zona surgiendo este síntoma tan molesto. Usa salvaslip o compresas para sentirte mejor.

Entre las semanas 34 y 36 el líquido amniótico está en su momento más alto, por lo tanto, es probable que tu barriga no crezca mucho más después de esta semana.

Lo que ocurrirá es que el líquido irá disminuyendo para que el bebé pueda seguir creciendo y tenga espacio para moverse.

Hay otros síntomas más molestos que puede que estés sufriendo como el estreñimiento o la aparición de hemorroides:

El estreñimiento en el embarazo:

Los movimientos intestinales irregulares son los causantes de la hinchazón y son muy frecuentes en el embarazo. Normalmente aparecen cuando suben los niveles de la progesterona, (durante el segundo y tercer mes de embarazo). Ésta provoca que los músculos del intestino se relajen, permitiendo que los alimentos estén más tiempo en el tracto digestivo.

¿Cómo evitar el estreñimiento?

  • Consume alimentos ricos en fibra
  • Bebe mucho líquido
  • No  aguantes las ganas de ir al baño
  • Evita las comidas copiosas. Come poco varias veces al día
  • Toma probióticos
  • Camina 30 minutos diarios

Hemorroides en el embarazo:

La presión del útero sobre el intestino, el aumento de sangre en el área pélvica y el estreñimiento pueden hacer que las venas en la pared rectal se hinchen y abulten, apareciendo las temidas hemorroides.

¿Cómo aliviar los síntomas?

  • Evita el estreñimiento
  • Ejercicios de kegel
  • Duerme sobre el lado izquierdo
  • Haz ejercicio
  • Mantén limpia la zona
  • Toma baños calientes para aliviar la zona
  • Consulta con tu médico qué puede recetarte

Bolsa para el hospital

En la bolsa hay muchos productos que puedes preparar y consultar aquí con todo detalle.  Sin embargo, hay cosas no materiales – y de las que no se suele hablar – que debes incluir: la paciencia, el cariño, la entrega incondicional, la atención 24 horas… estas “cosas” tienen que estar preparadas mentalmente el día del parto. Esto es realmente entrenarse para lo que viene.  Contar con el apoyo de la pareja, la familia, los amigos, planificar las visitas…. Son factores muy relevantes que no gestionados pueden llegar a desbordarnos.

¡Ánimo, que las semanas pasan muy rápido!

TODAS LAS SEMANAS

5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30
31
32
33
34
35
36
37
38
39
40