El tratamiento de estimulación con inyecciones | LetsFamily
embarazo
Actualidad Reciclaje Uncategorized

El tratamiento de estimulación con inyecciones

Desde principios de los años sesenta se emplean medicamentos en forma de inyecciones (gonadotropinas) para provocar el crecimientos de folículos. Al principio los preparados se empleaban sólo en mujeres en las que no se producía una ovulación y en las que no se había alcanzado una mejora con un tratamiento con pastillas. Hoy este método se emplea de forma general para aumentar las posibilidades de un embarazo.

Si la dosificación de la estimulación por inyecciones es baja, la frecuencia de una sobreestimulación de los ovarios tampoco es muy alta. El medicamento contiene sólo FSH (una hormona que estimula el crecimiento de los folículos) o una combinación de LH (una hormona luteinizante) y FSH. Estas dos hormonas y en especial la hormona FSH regulan normalmente el desarrollo de los folículos en el ovario.

El método: Las gonadotropinas se inyectan diariamente y provocan el crecimiento de los folículos en el ovario. En comparación con el clomifeno se producen normalmente más folículos, pero también depende de la mujer. El médico controla la cantidad y el crecimiento de los folículos mediante ecografía. También puede realizar un análisis de las hormonas (sobre todo de estrógeno y de progesterona), pero no es necesario. De esta forma se pretende limitar el riesgo de una sobrereacción de los ovarios (sobreestimulación) y una formación de folículos incontrolada.

A partir del tercer día del ciclo, el médico te inyecta una (o dos) ampollas del preparado elegido, este tratamiento lo repite durante los próximos días. La dosificación depende de la edad y el peso de la mujer, así como la reacción de los folículos (que se conoce de un tratamiento anterior). Finalmente se puede realizar un análisis de sangre para comprobar la existencia de estrógenos y de progesterona. Después de cinco o siete días se hace otra ecografía. Si los folículos alcanzan un tamaño adecuado (16 a 20 mm) se puede provocar la ovulación mediante el suministro de un preparado hCG (hormona humana coriongonadotropina).

Esta inyección que provoca la ovulación no es una condición fundamental. Mediante la medición de la hormona LH, el médico puede limitar el día de la ovulación y comunicarte cuáles serían los días ideales para intentar quedarte embarazada. Si comprueba que se han desarrollado demasiados folículos, probablemente te desaconsejará mantener relaciones sexuales para evitar un embarazo múltiple.

La tasa de éxito: La tasa de embarazos por ciclo de tratamiento está alrededor del 10% y alcanza a veces el 15%. El riesgo de u embarazo múltiple es más alto que después de una estimulación con clomifeno. Tanto la estimulación con clomifeno como la terapia con gonadotropina se puede combinar con un tratamiento de inseminación.

 

Si te ha interesado este tema, participa con nosotros: