Fertilidad: cuidados del hombre antes de tener un hijo | LetsFamily
embarazo

Fertilidad: cuidados del hombre antes de tener un hijo

Los expertos recomiendan comenzar a prepararse para la concepción desde tres meses antes, tanto en el caso de los hombres como en el de las mujeres. Por eso, los futuros papás deberían pedir cita a su médico de cabecera para una consulta previa. El médico evaluará su estado general de salud, le preguntará si toma alguna medicación y le hará recomendaciones sobre hábitos saludables.

Nada de alcohol y tabaco

El consumo de estas sustancias afecta también a la fertilidad masculina. No existe un acuerdo sobre qué cantidades influyen de manera determinante, pero sí se sabe, por ejemplo, que a mayor consumo de alcohol más probabilidad existe de que disminuya la producción de testosterona y de espermatozoides sanos y maduros en el organismo. Y el tabaco, entre sus múltiples perjuicios,  daña la calidad del esperma.

Ejercicio y calidad del semen

Sí, mantenerse en buena forma física aumenta las posibilidades de lograr un embarazo. Existen muchos estudios al respecto. Uno de la Facultad de Salud Pública de la Universidad de Harvard, por ejemplo, determinó que los hombres que hacen al menos una hora de ejercicio al día tienen concentraciones de espermatozoides en su semen un 48 por ciento más altas que los que hacían menos de una hora de ejercicio por semana. Está todo dicho.

Una buena dieta

Seguir una alimentación saludable también es importante. La vitamina C ayuda a producir espermatozoides sanos y la vitamina E, que se encuentra en el aceite de oliva y en frutos secos como las nueces o las almendras, mejora su motilidad. La vitamina A, presente en las zanahorias, la leche, las verduras de hojas verdes y los cítricos ayuda a producir esteroides, esenciales en la composición de la progesterona y el zinc, un mineral existente en espárragos, berenjenas, carne de cordero y de vaca o en el chocolate, aumenta la producción de testosterona.

Suplementos de ácido fólico

Sí, todas las mujeres que quieren tener un hijo toman suplementos de ácido fólico desde tres meses antes de buscar la concepción. Y los hombres también deben tomarlos para evitar el riesgo de defectos congénitos en el futuro bebé.

 

Si te ha interesado este tema, participa con nosotros: