¿Cómo elegir el sujetador de lactancia correcto? » LetsFamily

¿Cómo elegir el sujetador de lactancia correcto?

Tu ropa interior favorita empieza a apretarte el estómago, así que es momento de buscar ropa interior de maternidad que sea confortable y que sujete tu barriga. Quieres ponerte falda, pero es complicado utilizar tu talla habitual, así que tendrás que ir mirando unas medias premamá. Incluso tus sujetadores empiezan a ser poco confortables. Los aros del sujetador son molestos y, si quieres dar el pecho a tu bebé con éxito muy difícilmente podrás usarlos.

Así pues, ¿por qué no eliges un sujetador de lactancia que es lo que mejor te irá durante tu embarazo y mientras le das el pecho a tu bebé?

Como un buen sujetador de lactancia es esencial para una lactancia exitosa y para tener una experiencia única tanto para ti como para tu bebé, aquí encontrarás todo lo que necesitas saber antes de comprar un sujetador de lactancia.

 

¿Qué hace el sujetador de lactancia perfecto?

Elegir un buen sujetador no es tarea fácil para la mayoría de mujeres. Hay una conocida estadística que dice que el 75% de las mujeres utilizan una talla incorrecta de sujetador, y este porcentaje es incluso mayor para las mamás recientes y las futuras mamás debido a los cambios físicos que sufre su cuerpo. En la sexta semana del embarazo el pecho empieza a crecer para prepararse para la lactancia. Alrededor de la semana 12 el tórax se expande y con él la talla de contorno del sujetador. Hay que tener en cuenta que, en promedio, la talla de sujetador aumenta una o dos tallas de copa y una talla de contorno. Así pues, la flexibilidad y la ajustabilidad son elementos clave a la hora de elegir un sujetador de maternidad y lactancia.

 

Sujeción y confort

¡Sujeción y confort van de la mano! Es muy importante que la estructura de la copa, así como los tirantes y las cintas de contorno proporcionen una buena sujeción a los pechos que van creciendo. Cuanta más sujeción proporcionen las copas y las cintas, más confortable te vas a sentir.

Los especialistas en lactancia recomiendan a menudo evitar sujetadores con aro porque pueden causar inflamaciones e infecciones en el pecho. Carriwell™ ideó una solución para todas aquellas mujeres que tenían problemas con los aros y creó el sujetador GelWire™. Este sujetador reemplaza el rígido aro metálico por uno de gel, proporcionando una sujeción increíblemente confortable a tu pecho que aumenta de forma y de talla.

 

Flexible y funcional

La medida de tu pecho puede cambiar de forma drástica entre tomas y por ello es vital disponer de un sujetador funcional que se adapte a un pecho que sufre constantes cambios. Los tirantes y el contorno deben ser flexibles y la copa debe ser capaz de crecer con el pecho y proporcionar al mismo tiempo  una sujeción adecuada.

Los sujetadores de embarazo Carriwell™ son increíblemente flexibles para adaptarse a los cambios que sufre tu pecho proporcionando la sujeción adecuada. Además, todos los sujetadores Carriwell™ incorporan un extensor gratuito para que no tengas que cambiarlos cuando tu talla aumente.

Otro criterio  que las mamás que dan el pecho no deben olvidar es la necesidad de que el sujetador pueda manejarse con una sola mano. La copa del sujetador de lactancia se abre y cierra muchas veces al día mientras una mano está ocupada sujetando al bebé, así que la función de apertura y cerrado debe ser fácil y cómoda para la “mano libre”.

Esta copa funcional debe asimismo exponer la mayor parte posible del pecho para maximizar el contacto piel con piel entre la mama y el bebé. Entre tomas, la copa debe sujetar discretamente los discos de algodón o seda (¡muy útiles si tienes estrías en los pezones!). Esconder los discos de lactancia tanto como sea posible es un factor clave para muchas de las madres que dan el pecho.

 

Diseño, estilo y calidad

El goteo de la leche materna es una realidad para las madres que dan el pecho, así que los sujetadores de lactancia se deben lavar frecuentemente. Así pues, es importante que estos sujetadores sean duraderos y tengan una construcción de alta calidad, ya que así mantendrán su forma y talla incluso después de muchos viajes a la lavadora.

Carriwell™ se concentra en sujetadores que sean confortables, flexibles y que proporcionen una buena sujeción. Con una combinación única de suaves tejidos y microfibra transpirable, los sujetadores de embarazo y lactancia Carriwell™ están tan bien diseñados y son tan estilosos que no querrás dejar de llevarlos… ¡incluso cuando ya no des el pecho!

Sujetador de lactancia Carriwell

Una canastilla gratis para tu bebé