El peligro de la anemia en bebés prematuros » LetsFamily
embarazo

El peligro de la anemia en bebés prematuros

En líneas generales, la anemia se define como un nivel reducido de hemoglobina, que es la molécula encargada de transportar el oxígeno a los tejidos.

 

Esta afección, más que una enfermedad en sí misma, es un efecto secundario derivado de ciertos aspectos, como una alimentación deficiente en hierro. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), unos 15 millones de bebés nacen, cada año, antes de finalizar la gestación. Niños que tienen más probabilidades de padecer complicaciones como la anemia.

 

 

Las causas

 

 

Las encuestas del Instituto Nacional de Estadística (INE) revelan que casi el 8% de los bebés que nacen en España son prematuros. Y la anemia en estos niños puede suponer un problema grave si no se trata con celeridad. Lo cierto es que los bebés son más propensos a sufrir anemia porque la producción de hemoglobina se reduce temporalmente. Asimismo, no cuentan con suficiente cantidad de sangre para afrontar el crecimiento y los glóbulos rojos (que almacenan la hemoglobina) tienen una vida más corta.

 

 

En los bebés prematuros, esta afección puede estar provocada por pérdidas de sangre sufridas durante el alumbramiento, así como por ciertas infecciones, incompatibilidad de la sangre de la madre y el niño y por problemas relacionados con la nutrición. Si la mamá cuenta con antecedentes familiares de anemia, esto supone un factor de riesgo para el recién nacido.

 

 

Indicios en los bebés

 

 

Sólo un médico puede diagnosticar si el pequeño sufre anemia. No obstante, hay una serie de síntomas que pueden alertar de la situación. Por ejemplo, si el niño presenta una palidez fuera de lo normal o un adormecimiento desmesurado, además de poca actividad cuando está despierto. Otros rasgos típicos de la anemia son los problemas para tragar alimentos y las complicaciones al respirar.

 

 

Los tratamientos que recetan los especialistas pueden ser desde cambios en la alimentación, si la anemia no es grave, hasta transfusiones en los casos más severos. Para obtener más información acerca de cómo prevenir la anemia y otras enfermedades en los bebés, puedes visitar nuestra web. En ella encontrarás datos interesantes sobre la crianza de los más pequeños y los cuidados que deben aplicarse las nuevas mamás para recuperarse tras el parto.