¿Cómo lograr el ambiente ideal en la habitación del bebé? » LetsFamily

¿Cómo lograr el ambiente ideal en la habitación del bebé?

 

La humedad en la habitación del bebé

A la hora de establecer la temperatura ideal para el bebé en su habitación, debes medir los niveles actuales. Una vez que determines esos niveles, deberás asegurar que la humedad del cuarto de tu pequeña o pequeño se mantenga entre el 50 y el 65%.

La sequedad en el ambiente de la habitación de un bebé puede provocar una serie de enfermedades y dolencias:

  • Sequedad en la piel.
  • Labios agrietados.
  • Gripe y catarro.
  • Alergia.
  • Picores de ojos.

Por el contrario, el exceso de humedad ambiental puede provocar que el bebé esté expuesto a enfermedades como la rinitis crónica, el asma y la bronquitis, así como a todos los problemas que causan el moho y los hongos, que proliferan en un ambiente excesivamente húmedo.

La temperatura

Si los niveles de humedad resultan determinantes para garantizar que el ambiente en la habitación del bebé sea el ideal, ¿qué podemos decir de la temperatura?

Demasiado calor en la habitación puede provocar, en el mejor de los casos, un exceso de sudoración en el pequeño/a, lo que conduce a la deshidratación. Asimismo, el calor puede derivar en afecciones de la piel y en otros problemas más serios.

En este sentido, debes hacerte con un termómetro para medir la temperatura de la estancia en todo momento o, más recomendable, disponer de un termostato que te permita regular la misma incluso estando a distancia.

Los expertos determinan que la temperatura ideal de la habitación del bebé debe situarse entre los 21 y los 24 grados de día, y entre los 18 y los 20 de noche. Una buena manera de medir los niveles de las dos magnitudes mencionadas (temperatura y humedad) es hacerte con un vigilabebés que incorpore señales y mediciones de ambas. 

¡Sorteamos una sillita de paseo Maxi - Cosi!