Semana 37 del embarazo

Semana 37 del embarazo

Peso: 2.200- 3.000 gr. Tamaño: 39,7- 51cm Circunferencia de la cabeza: 300- 358mm Circunferencia del pecho: 324mm Longitud del fémur: 69mm Posiblemente sientas cómo el bebé desciende por el canal de parto.

El feto ya está preparado para nacer en cualquier momento. Y cada día que pasa es más fuerte y está más preparado para la vida fuera del útero. Como la pared del útero está cada vez más estirada, permitiendo que entre más luz hacia el interior, el bebé ya es capaz de desarrollar ciclos diarios de actividad basados en la noche y el día. De hecho, si enciendes una luz sobre el útero, el bebé probablemente se gire hacia la fuente de la misma. La cortisona se está produciendo de forma natural para ayudar a los pulmones de tu bebé a respirar aire de forma independiente.

 

Llegados a este punto es casi imposible andar con normalidad (y elegancia) debido a la presión que ejerce el bebé en la pelvis. Pero tranquila, ¡es cuestión de días! Tu flujo vaginal puede ser mayor ahora, y puedes perder el tapón mucoso que sella el útero evitando infecciones, a medida que el cérvix se dilata. El tapón de moco es espeso y amarillento y puede estar mezclado con sangre. Se puede perder un par de semanas, días u horas antes del parto. E incluso durante la misma dilatación. 

Artículos relacionados embarazo

Solemos dar la bienvenida al embarazo con una gran alegría, y es que hay pocas noticias tan felices.
Estos meses están plagados de celebraciones y eventos: asistir a bodas y primeras comuniones con tripita tiene su aquel, el cuerpo cambia y no estamos acostumbradas a nuestras nuevas proporciones. Compartimos algunos tips para acertar con el look perfecto
En la actualidad, la medicina y las nuevas tecnologías nos ofrecen muchísimas herramientas para conocer el estado de salud de un bebé mucho antes de su nacimiento. Existen determinadas enfermedades que pueden tratarse incluso desde antes del parto, o para las que conviene estar preparados puesto que el diagnóstico y la calidad de vida del niño pueden mejorar si se las atiende lo antes posible. He aquí cinco patologías que se pueden detectar desde el embarazo y sus perspectivas de tratamiento.
La cefalea es una molestia muy común que experimenta cualquier persona alguna vez. Estar embarazada no te exime de sufrir en algún momento estos dolores, que pueden ser muy leves o verdaderamente fuertes hasta incapacitarte (como en el caso de las migrañas).
El cérvix, o cuello del útero, cumple una función muy importante durante el embarazo. Debe mantenerse cerrado, sosteniendo el saco amniótico donde crece el bebé, y solamente ablandarse, acortarse e irse abriendo al acercarse el momento del parto. Sin embargo, en algunas mujeres se da lo que se conoce como incompetencia cervical: un cuello del útero demasiado débil que se abre varios meses antes de la fecha probable de parto, debido al peso del feto. Para ellas existe el procedimiento llamado cerclaje uterino.

Todas las semanas

Permitir cookies