Semana 14 del embarazo

Semana 14 del embarazo

Peso: 30- 120Gramos Tamaño: 6- 14cm Disfruta del segundo trimestre, pues es cuando mejor te encontrarás.

Aunque todavía queda mucho por delante, cada vez tienes más ganas de verle y ya piensas en cómo será tu vida junto a él. Es normal, tener un hijo es un cambio extraordinario en la vida de una mujer. Pero el embarazo es una etapa también espléndida, y por eso te aconsejamos que lo vivas de forma intensa y no pierdas detalles de los cambios que se están produciendo en ti y en él. Las hormonas siguen trabajando y provocan un aumento de la producción de melanina. Por eso, como te decíamos la pasada semana, se oscurecen las areolas, pecas, lunares y manchas de tu cuerpo. Sobre esta semana suele ser muy común la aparición de la llamada “línea alba”, una línea oscura que sale del ombligo hasta el hueso púbico que desaparecerá con el tiempo.

Por todo su cuerpo ha comenzado a aparecer un pelo muy fino que protegerá su piel y que se denomina lanugo. Cuando se acerque el parto irá desapareciendo poco a poco. Con una prueba de ultrasonido ya podría conocerse su sexo, pues sus genitales están formados y diferenciados. Mide ya en torno a 7-9 centímetros y es como un ser humano completo pero minúsculo. 

 

 

Artículos relacionados embarazo

Cuando recibes la noticia de que estás esperando un bebé, los especialistas te recomiendan enseguida qué tipos de alimentos debes tomar y cuáles no son muy idóneos para el desarrollo correcto de la gestación.
Las contracciones de Braxton-Hicks pueden sentirse a partir de la semana 17 y van aumentando de frecuencia e intensidad a lo largo del embarazo, aunque no hay que confundirlas con las del parto.
Ya sea porque por decisión propia decidiste buscar un embarazo, o bien porque el padre de tu bebé no está presente (y supones que no ha de formar parte de la vida del niño) estar embarazada sin pareja puede presentar sus desafíos. Aquí te brindamos algunos consejos para tu situación.
Con la primavera llegan las flores, el buen tiempo, planes al aire libre... y las alergias, que en esta época del año pueden amargarnos algunos días. Las embarazadas no son inmunes a ellas: durante la gestación, quienes ya tenían alergia seguramente la volverán a sufrir, aunque es posible que no en la misma intensidad.
Durante los meses de embarazo la mayoría de las futuras mamás acaban haciendo algo parecido a un máster acelerado en gestación, y en él incorporan una larga lista de nuevas palabras a su vocabulario. Porque aunque sean términos cotidianos para la comunidad ginecológica, lo cierto es que no dejan de ser vocablos específicos de los que es muy posible que antes no hubiéramos ni siquiera oído hablar. Por si te sirven para ir anotándolos, estos son algunos de los más frecuentes. ¡Feliz aprendizaje!

Todas las semanas