Semana 14 del embarazo

Semana 14 del embarazo

Peso: 30- 120Gramos Tamaño: 6- 14cm Disfruta del segundo trimestre, pues es cuando mejor te encontrarás.

Aunque todavía queda mucho por delante, cada vez tienes más ganas de verle y ya piensas en cómo será tu vida junto a él. Es normal, tener un hijo es un cambio extraordinario en la vida de una mujer. Pero el embarazo es una etapa también espléndida, y por eso te aconsejamos que lo vivas de forma intensa y no pierdas detalles de los cambios que se están produciendo en ti y en él. Las hormonas siguen trabajando y provocan un aumento de la producción de melanina. Por eso, como te decíamos la pasada semana, se oscurecen las areolas, pecas, lunares y manchas de tu cuerpo. Sobre esta semana suele ser muy común la aparición de la llamada “línea alba”, una línea oscura que sale del ombligo hasta el hueso púbico que desaparecerá con el tiempo.

Por todo su cuerpo ha comenzado a aparecer un pelo muy fino que protegerá su piel y que se denomina lanugo. Cuando se acerque el parto irá desapareciendo poco a poco. Con una prueba de ultrasonido ya podría conocerse su sexo, pues sus genitales están formados y diferenciados. Mide ya en torno a 7-9 centímetros y es como un ser humano completo pero minúsculo. 

 

 

Artículos relacionados embarazo

En el embarazo puedes pasar de verte y sentirte radiante, estar embarazada y sexy al mismo tiempo y lucir tu barriga de embarazo con orgullo… a querer esconderte debajo de una piedra por los próximos meses. Es lo que ocurre frente a determinados síntomas de embarazo como los gases, que no son graves pero sí muy molestos e incómodos. ¡No te preocupes! Todo tiene su explicación y existen algunos métodos para tratar de aliviarlos. Aquí te contamos cuáles.
Cuando estás embarazada, todo es un mundo, sobre todo, si eres madre primeriza. Aparecen tantos cambios en tu cuerpo durante los nueve meses que no sabes que está pasando en ningún momento ¡y es normal! Nosotros, pasamos a dar respuesta a todas esas dudas íntimas que suelen surgir entre las embarazadas, pero que no se atreven a preguntar (o sí).
Unas vacaciones a la orilla del mar suenan perfectas para cualquier mujer embarazada: largas tardes tumbadas en una silla reclinable sin nada más que hacer que disfrutar del aire, del sol y de acariciar nuestra tripa. Por supuesto que puedes planificar un verano en la playa si te encuentras cursando tu embarazo. Sin embargo, existen algunas precauciones que deberías tener en cuenta, por su salud y bienestar así como el de tu bebé.
Ya sea porque por decisión propia decidiste buscar un embarazo, o bien porque el padre de tu bebé no está presente (y supones que no ha de formar parte de la vida del niño) estar embarazada sin pareja puede presentar sus desafíos. Aquí te brindamos algunos consejos para tu situación.
Durante el segundo y tercer trimestre comenzarás a experimentar calambres en las piernas (sobre todo durante la noche, cuando estés acostada). Si bien se trata de un síntoma normal por el que no debes preocuparte, aquí te damos algunos trucos para aliviarlo.

Todas las semanas