Semana 31 del embarazo

Semana 31 del embarazo

Peso: 1.300- 1.800Gramos Tamaño: 33,3- 43cm Circunferencia de la cabeza: 260- 313mm Circunferencia del pecho: 266mm Longitud del fémur: 58mm Este mes verás tus movimientos limitados por el aumento de volumen y peso.

El cerebro de tu hijo está desarrollándose muy rápidamente. Las conexiones nerviosas ya están funcionando, por lo que es posible que pueda sentir dolor. También empieza a responder más al ritmo y a la música, así que no dejes de cantarle y ponerle música. Su aspecto físico sigue cambiando. Su color es más rosado y menos rojo, ya que la grasa blanca continúa acumulándose bajo la piel, y prácticamente ya tiene completas las uñas de los pies. Los pulmones son el único órgano mayor que falta por desarrollarse en su totalidad. 

Es más que probable que tus pechos empiecen a prepararse para la lactancia y que generen algo de calostro, que no es otra cosa que una leche amarillenta y espesa que proporcionará al bebé en sus primeras horas de vida los nutrientes y calorías necesarios antes de que se produzca la verdadera ‘subida de la leche’.

Artículos relacionados embarazo

¿Una embarazada no es ya una mamá? El Día de la Madre está pensado para premiar de alguna manera a las mamás que cuidan y dan todo por sus hijos.
Seguramente ya estés cansada de acudir a tantas citas médicas durante tu embarazo, pero lo cierto es que todos los estudios que se te realizan buscan asegurar tu bienestar y el de tu bebé. Aunque pueda sorprenderte, también sería bueno que pidieras una cita con el futuro pediatra de tu hijo. Es importante que desde antes del nacimiento, tu bebé cuente con un profesional que sea de plena confianza para vosotros, los padres. He aquí cinco motivos que hacen que merezcan la pena las consultas prenatales con el pediatra neonatólogo.
A lo largo de nueve meses, las mujeres sienten toda clase de síntomas de embarazo. Pero, ¿sabías que en algunos casos, estos afectan también al futuro papá? El síndrome de Couvade es una suerte de estado empático en el cual el hombre se identifica tanto con el embarazo que experimenta hasta algunas de sus consecuencias físicas.
La espina bífida es una malformación congénita que se produce cuando el tubo neural no se cierra correctamente en las primeras semanas de embarazo. La buena noticia es que, en embarazos planeados, es muy fácil de prevenir.
La ganas que nos empujan a ser padres son enormes, imaginamos cuando lo tengamos en nuestros brazos, cuando le demos su primer potito... Pero nos planteamos la pregunta de ¿Qué es ser padres?

Todas las semanas