Semana 36 del embarazo

Semana 36 del embarazo

Peso: 2.050- 2.800Gramos Tamaño: 37,8- 49cm Circunferencia de la cabeza: 295- 353mm Circunferencia del pecho: 316mm Longitud del fémur: 68mm El médico querrá examinar tu cuello uterino cada semana.

Su proceso de madurez neurológica continúa, pero tu hijo aún es un feto prematuro, y si naciera tendrían que seguir el protocolo que se aplica en estos casos. Sin embargo, a estas alturas, las posibilidades de sobrevivir son altísimas. Debido a la grasa depositada en las mejillas y los mofletes, la cara del bebé va cambiando de aspecto, redondeándose y asemejándose mucho a la de un recién nacido. Esa acumulación de grasa también está formando hoyuelos en codos y rodillas y pliegues en las muñecas.

 

Es posible que el médico examine el cuello del útero una vez por semana en busca de señales de borrado (adelgazamiento) y dilatación (apertura) para ver en qué posición está el bebé. A partir de ahora, el médico puede también realizarte monitorizaciones, mediante las cuales tiene controlados el latido del corazón del bebé y las contracciones de tu útero. Como el feto se va desplazando hacia la región pélvica, vas a poder respirar con mayor facilidad. Eso sí, caminar te resultará más difícil y la presión sobre la vejiga será mayor. No te avergüences si tienes leves pérdidas de orina al reírte mucho o al toser o al estornudar.

Artículos relacionados embarazo

Los cambios que experimenta tu cuerpo desde que comienza la gestación son muchos. La mala noticia es que algunos de esos cambios pueden dejar marcas físicas que seguirán ahí cuando tu cuerpo vuelva a la normalidad previa al embarazo.
Cada Navidad, aperitivos sabrosos, cócteles de todo tipo y almuerzos y cenas copiosas suelen formar parte del menú de estos días en los que comida y bebida son las protagonistas indiscutibles.
¿Has notado, principalmente en la primera etapa del embarazo, que no paras de sonarte la nariz? ¿Sientes todo el tiempo esa mucosidad acuosa que te molesta? ¿Tienes algunas dificultades para dormir porque te despiertas constantemente con la nariz tapada y la garganta seca? Podría tratarse de rinitis del embarazo.
Cuando recibes la noticia de que estás esperando un bebé, los especialistas te recomiendan enseguida qué tipos de alimentos debes tomar y cuáles no son muy idóneos para el desarrollo correcto de la gestación.
En el yoga para embarazadas no se trata tanto de estar en forma o de adoptar una postura, sino que es más bien práctica interior.

Todas las semanas